Iglesias renunció a su puesto en la Asamblea de Madrid para no perder su indemnización como vicepresidente

5.316,40€ mensuales es lo que le corresponde a Pablo Iglesias como ex vicepresidente del Gobierno de España, a los que no renunció en su día y no ha renunciado aún.

Esta indemnización le corresponde durante otros 13 meses, haciendo un total de 69.113,20€.

Sin embargo, esta cuantía está disponible siempre y cuando el beneficiario no ostente ningún otro cargo político, como el que tendría Pablo Iglesias como miembro de la Asamblea de la Comunidad de Madrid.

Pablo Iglesias, por lo tanto, ha jugado a la campaña electoral con un más que cómodo colchón económico en el cual, una vez vistos los resultados, ha decidido recostarse.

Casi 70.000€ han sido, para el que iba en contra de la casta y no iba a cambiarse de piso, suficientes para dejar tirados a sus votantes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.