El Vaticano cierra las puertas a quienes no estén vacunados

El Estado de la Ciudad del Vaticano anunció el lunes que a partir del 1 de octubre nadie puede ingresar a su territorio sin presentar un Pase Verde para el coronavirus, por orden del Papa Francisco. El Pase Verde se puede obtener mostrando prueba de vacunación contra el coronavirus, demostrando recuperación del coronavirus, o mostrando un antígeno rápido negativo o prueba de PCR. “Estas disposiciones se aplican a los ciudadanos y residentes del Estado, al personal al servicio de cualquier tipo de la Gobernación del Estado de la Ciudad del Vaticano y de los distintos órganos de la Curia Romana y las instituciones vinculadas a ella, a todos los visitantes y usuarios de los servicios. ”, estipula el decreto.

El Vaticano ha declarado que la recepción de la vacuna contra el coronavirus debe ser «voluntaria», pero el Papa Francisco ha dicho que cree que «éticamente todos deberían ponerse la vacuna» y que rechazar la vacuna manifiesta «negación suicida».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.